FANDOM


Mi historia con Pablo es breve, pero bien condensada. Le conocí una tarde de verano 2014, aquella tarde de sábado en la que yo hice un viaje exprés a Barcelona. Yo sabía que era del Baloncesto Sevilla y pronto nos entendimos. Un tío con el que te puedes tomar una cerveza y partirte la caja unas cuantas veces entre que la empiezas y la terminas, un tipo que merece la pena tener entre tus amistades. Muchas felicidades, Pablo, por muchos años. ¡Viva Porzingis y LaDontae Henton!